MUSICA LINIERA FM

EEUU avanza en deshielo con Cuba al eliminar sanciones a decenas de entidades

Washington, 24 mar (EFE).- El Gobierno de EE.UU. sacó hoy a 45 compañías, individuos y embarcaciones de Cuba de una lista de sanciones por apoyar al terrorismo o al narcotráfico, en un nuevo paso hacia el deshielo de las relaciones comerciales y financieras con ese país dentro del proceso de acercamiento a La Habana.

El Departamento del Tesoro estadounidense eliminó a 6 individuos, 28 entidades y 11 embarcaciones de una lista de sanciones a personas y empresas relacionadas con el terrorismo o el narcotráfico, según informó a Efe un portavoz de esa agencia federal.
Los 45 afectados por las sanciones, la mayoría de ellos radicados en Panamá pese a proceder de Cuba, obtienen así acceso al sistema financiero estadounidense y también a cualquier activo que pudieran tener bajo la jurisdicción de este país y que estuviera congelado debido a las restricciones.
Según el portavoz del Tesoro, la medida está "en línea con la política hacia Cuba del presidente" estadounidense, Barack Obama, que anunció en diciembre un proceso de normalización de los lazos diplomáticos con la isla después de medio siglo de enfrentamiento.
No obstante, la eliminación de estas sanciones no implica que se retire a Cuba de la lista de Estados patrocinadores del terrorismo que elabora el Departamento de Estado, un paso que reclama el Gobierno cubano y que EE.UU. todavía está evaluando.
La secretaria de Estado adjunta de EE.UU. para Latinoamérica, Roberta Jacobson, dijo hoy que no hay un calendario establecido para tomar una decisión respecto a la lista de Estados patrocinadores del terrorismo, durante una audiencia en la Cámara de Representantes.
Cuba aparece cada año desde 1982 en esa lista de Estados patrocinadores, que también supone la imposición de sanciones como la prohibición de la venta de armas y de la ayuda económica.
La mayoría de las compañías, individuos y embarcaciones cubanos que se liberó hoy de las sanciones están vinculados con las industrias turística, pesquera, naval, el sector financiero o el de inversiones, según un listado oficial obtenido por Efe.
Entre los seis individuos figura Amado Padrón Trujillo, un exfuncionario del Ministerio de Interior cubano que fue ejecutado en 1989 junto a otros cuatro militares como parte de un juicio por narcotráfico celebrado en Cuba.
Los otros individuos son Osvaldo Antonio Castell Valdez, Nury de Jesús Abdelnur, Antonio Delgado Arsenio, Carlos Jaén Duque y Alfred Kaufman Stern, este último localizado en Praga.
Buena parte de los individuos y entidades sancionados estaban radicados en Panamá pese a proceder de Cuba, mientras que uno, la embarcación Alegría de Pío, está registrado en España.
Dos empresas afectadas tenían su sede en Estados Unidos: las compañías Travel Services en Hialeah (Florida), y Kol Investments en Miami, en el mismo estado.
Entre las compañías incluidas en la lista están Caribbean Happy Lines, la agencia de viajes Guama y varias de sus filiales, la Compañía Pesquera Internacional, Pescados y Mariscos de Panamá (o Pezmar), la Abastecedora Naval e Industrial, el Taller de Reparaciones Navales o la empresa Reciclaje Industrial.
Las firmas financieras incluyen Treviso Trading Corporation o Inversiones Lupamar; y también hay empresas de carga como Harnman (o Peony Islands), Hermann, Kaspar, Ravens o Pamit.
La retirada de esas entidades de la lista forma parte de "una revisión interna de casos de designación (de individuos y entidades de Cuba para ser sancionados) que está en curso", según afirmó a Efe el portavoz del Tesoro, que pidió el anonimato.
En enero pasado, los Departamentos del Tesoro y del Comercio anunciaron el primer alivio de las sanciones impuestas a Cuba a raíz del anuncio de normalización de relaciones con Cuba.
Esas medidas simplificaron el proceso para los estadounidenses autorizados a viajar a Cuba, y levantaron las limitaciones a la exportación a Cuba de equipos de telecomunicaciones.
Por otra parte, en febrero, el Departamento de Estado anunció que se permitiría la importación de algunos bienes y servicios fabricados por el pequeño sector privado de Cuba.
Sin embargo, el impacto real de ese levantamiento de sanciones seguirá siendo limitado mientras persista el embargo comercial a Cuba, algo que solo puede eliminar el Congreso estadounidense y en lo que, por el momento, no ha habido grandes avances.
El deshielo con Cuba sigue afrontando cierta oposición en el Congreso, como demostró hoy la congresista republicana por Florida Ileana Ros-Lehtinen al lamentar que el Tesoro retirara a esas compañías e individuos cubanos de su lista de sanciones sin explicar las razones, durante la audiencia a la que asistió Jacobson. EFE